Feeds:
Entradas
Comentarios

Archive for the ‘Psicología’ Category

El vínculo emocional

Introducción.

A simple vista podría parecer que no, o mejor dicho, la mayoría de la gente quiere pensar que no, pero lo cierto es que en el animal humano, la mente racional está subordinada a la mente irracional. Es decir, las motivaciones que subyacen en el comportamiento de la gente no son racionales, sino emocionales y pertenecientes al mundo de los deseos. El pensamiento racional y lógico está habitualmente al servicio de los deseos, y es una herramienta para hacerlos realidad, sean estos deseos de tipo sexual, emocional, económico, etc.

Dicho de manera breve y simple: El animal humano es tonto del culo.

Así, para manejar a la gente (a la mayoría de la gente), basta con manejar las emociones y deseos. El ejemplo más habitual es:

  • Publicidad comercial: No tiene por objetivo hacer pensar al espectador, sino hacerle DESEAR el producto. Para ello, intentan transmitir alegría o excitar la libido en el espectador para que en su mente inconsciente se asocien esos estados placenteros con el producto a vender.
  • Propaganda política: Dirigida a la plebe, tampoco tiene la intención de hacer pensar, sino la de estimular emociones. Un ejemplo famoso fue el vídeo electoral del PSOE de 1996.

(más…)

Read Full Post »

Voy a tratar aquí los difíciles asuntos de la inteligencia, la consciencia, y la relación entre ambas.

Inteligencia.

La inteligencia es una facultad mental que le da al individuo o a la especie animal que la tiene (como los humanos) la capacidad de entender el mundo de una manera más perfecta, de enfrentar sus problemas de una manera más eficaz, desarrollando soluciones distintas y originales y de hacer planes a largo plazo, ya sea para prevenir futuros problemas o para alcanzar los objetivos propuestos.

La inmensa mayoría de animales no tienen casi inteligencia y por eso carecen de estas virtudes. Su respuesta a los problemas es siempre la misma, basada en sus cualidades físicas e instintos. Pero algunos animales sí tienen algo de inteligencia, o mucha. Así, la inteligencia no es una cualidad “cuantizada” (discreta, digital, del tipo de tener o no tener), sino continua, en la que unos animales tienen mucha, otros menos, otros menos aún, etc. Y sospecho que lo mismo sucede con la consciencia.

En realidad, lo que se entiende por inteligencia es un conjunto de cualidades mentales relacionadas pero distintas entre sí, algunas de las cuales se usan para cosas no intelectuales. Es decir, la inteligencia no es una única cosa, sino el resultado de la ponderación de varias cualidades. Y más todavía, la mente no está dividida entre inteligencia y no inteligencia (emociones, etc.), sino que está todo integrado. Somos los humanos los que hemos inventado el concepto de inteligencia para simplificar la realidad. Y no es una mala simplificación. En las ciencias se usan muchas simplificaciones que son útiles y productivas para entender mejor la realidad. Por ejemplo, los gases ideales o el movimiento armónico simple en Física, o la competencia perfecta en Economía. Pero hay que ser conscientes de que se tratan de simplificaciones para acercarse a la realidad, y que no es la realidad exacta, por lo que dichas simplificaciones tienen sus limitaciones e implican un conocimiento imperfecto de la realidad. Sin embargo, aún tratándose de una simplificación y de una aproximación a la realidad, en la práctica sin ser demasiado exigentes se puede usar el concepto de inteligencia como si fuera un ente concreto real, y se han desarrollado pruebas para medirla, por medio de lo que se llama el “cociente de inteligencia” (IQ), que demuestra que esa cualidad se puede medir, aún siendo una aproximación a la realidad de lo que es la inteligencia en realidad. (más…)

Read Full Post »

He encontrado una noticia interesante sobre un estudio publicado en Current Biology. Traduzco y resumo:

“Nunca se ha encontrado una población humana sin estereotipos raciales, hasta ahora: síndrome de Williams.

Los niños con el síndrome de Williams, un raro desorden genético, por culpa del cual carecen de ansiedad social normal, no tienen preferencias raciales, y son los únicos que no la tienen, según un estudio de Andreas Meyer-Lindenberg de la Universidad de Heidelberg en Alemania. Pero sí tienen estereotipos sexuales.

Normalmente, los niños muestran preferencias claras por su propio grupo racial a la edad de 3 años, o incluso antes. Los niños se mostraban más amistosos con los de su propio grupo, y cuando se les preguntaba algo malo, señalaban a los de la otra raza.

En cambio, los niños con síndrome de Williams no tienen distinciones en señalar a blancos o negros como amistosos u hostiles.

Este estudio se ha hecho con niños blancos, pero otros estudios muestran que sucede lo mismo con negros o de otras razas, dijo Meyer-Lindenberg.

El síndrome de Williams está causado por un defecto genético que afecta al cerebro y otros órganos. Son gente “hipersociable”. No tienen las inhibiciones que tiene el resto de la gente. La “ansiedad social” es algo ajeno para ellos. Son incapaces de procesar señales de peligro social. Como resultado, sufren un riesgo mayor de violación y ataque físico.

El 99 % de los niños respondían que son las niñas las que juegan con muñecas y niños los que juegan con coches, así que sí tienen “estereotipos” sexuales. De esto se deduce que sexo y raza se procesan por mecanismos cerebrales diferentes.”

La lista de enfermedades de este síndrome es larga y variada, incluyendo retraso mental.

Vaya vaya, la ciencia vuelve a dar otra hostia a los dogmas izquierdistas como el antirracismo, los “prejuicios” por culpa de la educación y todas esas tonterías sin sentido. Que no te inculquen complejos de culpa.

Fuente: LiveScience (en inglés).

Read Full Post »

Borregada 2016


Manifestación por Madrid 2016

Siempre he querido que los JJ.OO., en caso de realizarse, se hicieran en Madrid ANTES que en la ciudad del régimen, Barcelona, por justicia, pero no pudo ser, y es que vivir bajo una dictadura catalanista tiene estos problemas. Más vale tarde que nunca.

El pasado domingo 27-09-2009 se produjo una concentración de gente en Madrid con la excusa de apoyar la candidatura de Madrid para los Juegos Olímpicos de 2016, a falta de 5 días para que el COI decida qué ciudad va a ser la elegida. El caso es que Madrid es candidata, y que sea elegida no depende en absoluto de que la gente se manifieste, sino de cuánto les hayan untado a los golfos que tienen que tomar la decisión, así que el motivo de la manifestación es, como digo, una excusa y el motivo real para acudir a la manifestación es hacer lo que más les gusta hacer a los borregos: Estar juntos amontonados, haciendo bulto todos juntitos. No pueden ni andar apenas del apelotonamiento producido, pero eso es lo de menos. Lo importante es hacer masa, sentirse que son muchos. Ah, el espíritu gregario… qué puto asco me da.

Esta es una prueba clara de que la inmensa mayoría de animales humanos son gilipollas, y el estar todos apelotonados no es sino el síntoma visible y grotesco del carácter borreguil de los no-individuos que lo componen. Considerados de manera individual, no tienen una idea propia ni por equivocación, y ni una pizca de personalidad que los distinga, como se comprueba luego cuando hablan, que repiten las ideas de la televisión, y lo hacen incluso con el mismo lenguaje prefabricado y artificial. Son mentes clónicas.

Difícilmente un artesano podría lograr tal cantidad de objetos iguales, porque ha de poner su esfuerzo en la fabricación y puede fallar, apareciendo productos defectuosos, mientras que en el rebaño humano son los no-individuos los que se esfuerzan para no distinguirse y no separarse del rebaño. Sólo las máquinas de una industria pueden producir en serie objetos tan iguales como los no-individuos.

Por eso, aunque al principio me había irritado comprobar una vez más que el motivo que les estimula a manifestarse no es nada que valga la pena, sino una gilipollez y por lo tanto, una manifestación que podrían haberse ahorrado, luego enseguida me he dado cuenta de que es normal que los borregos vayan tras su pastor obedientemente, pues esa es la esencia de ser borrego, y el pastor no va a organizar manifestaciones contra sí mismo, que serían las manifestaciones que merecen realizarse, sino que sólo va a organizar manifestaciones de asuntos inocuos que no le perjudiquen y de paso, que hagan que el “ciudadano” se sienta “comprometido” en alguna cosa, aunque sea una idiotez.

La prueba de esto es que en la foto se ve que los individuos que llevan alguna cartulina de un mismo color se han apelotonado juntos para que desde el aire se vean tres masas de gente cada una de ellas de distinto color uniforme, en clara demostración por sus participantes de voluntaria pérdida de individualidad. Al ver la foto, me empezaron a entrar unas grandes ganas de haber estado en un avión encima para echarles una meadita desde lo alto.

Read Full Post »

Feynman y las mujeres

He encontrado en este blog un fragmento del libro “Está usted de broma, señor Feynman?” (1987) de Richard Feynman (premio Nobel de Física en 1965) que cuenta unas anécdotas reveladoras sobre las mujeres:

* * * * * * *

Reflexionaba con el presentador de un espectáculo y su mujer Gloria en un club sobre la gente dispuesta “a gastar un montón de dinero con las chicas” que frecuentaban aquellos locales:

Acabé diciéndoles que había una cosa que me chocaba mucho. “Yo me tengo por persona inteligente -dije-, pero a lo mejor mi inteligencia solamente sirve para la Física. Ahora, en ese bar hay tipos inteligentes a montones -técnicos del petróleo, gente de la minería, empresarios importantes y demás- que no paran de invitar a las chicas a consumiciones, y que tampoco se comen una rosca. (Para entonces ya había deducido yo que nadie estaba logrando gran cosa a cambio de las consumiciones.) ¿Cómo es posible -les pregunté- que hombres inteligentes puedan convertirse en semejantes bobalicones en cuanto ponen los pies en un bar?”

El presentador respondió:

“Sobre eso lo sé todo. Sé exactamente cómo funciona. Voy a darte unas lecciones, para que en lo sucesivo puedas sacar algo de las chicas de sitios como este. Pero antes de que te dé las lecciones, tengo que demostrarte que verdaderamente sé de qué estoy hablando. Para eso, Gloria va a hacer que un hombre te invite a ti a tomar un cóctel de champán.”

Yo respondí “Por mí vale”, pero estaba pensando “¿Cómo demonios van a hacerlo?”.

“Ahora tienes que hacer exactamente lo que te vamos a decir. Mañana por la noche te sientas un poco lejos de Gloria, y cuando ella te haga una señal, todo lo que has de hacer es pasar por su lado.”

“Sí -añade Gloria-. Será fácil.”

(más…)

Read Full Post »

Las jugadoras de balonmano del Orsán Elda de la División de Honor femenina han posado desnudas para una revista en busca de patrocinadores:

Equipo de balonmano Orsán Elda

Equipo de balonmano Orsán Elda

En esta página hay un vídeo con la noticia, de donde he capturado esa imagen.

No es la primera vez que un grupo de deportistas de algún equipo femenino de balonmano, voleibol o similar posa para alguna revista para llamar la atención de algún patrocinador o para ingresar el dinero que hace falta para seguir en la competición, ni será la última.

Este tipo de noticias siempre se presenta desde el punto de vista victimista femenino. Nos vienen a decir que no han tenido más remedio que hacerlo porque no encontraban patrocinador, y de paso “denuncian” la situación del deporte femenino.

(más…)

Read Full Post »

El lenguaje es un instrumento de comunicación, y así debe usarse, para transmitir ideas, información o incluso sentimientos.

Pero hay una clase de gente, mucho más habitual entre mujeres que entre hombres, que gusta de hablar (si les dejan), durante horas y horas seguidas, diciendo gilipolleces, una tras otra, y no cosas con sustancia, como es lógico, debido a que:

  • La probabilidad de decir tonterías aumenta con la cantidad de tiempo que se está hablando. Hay un dicho muy acertado y divertido sobre esto: “Más vale estar callado existiendo la sospecha de ser idiota, que hablar y despejar toda duda”. Otro dicho muy acertado: “Lo poco gusta y lo mucho cansa”.
  • Las cotorras son del tipo de gente extrovertida, menos inteligente que la introvertida, lo cual es lógico y evidente, (y quien no se lo crea, tiene estudios hechos que lo prueban).
  • El motivo más importante es que la naturaleza de esa verborrea es la carencia de una mínima capacidad de introversión y de “voz interior”. No es una verborrea transitoria que cualquiera puede sufrir en un momento determinado por un disgusto, un ataque de ira o por haber realizado una reflexión interesante. Por ejemplo, yo suelto unos buenos rollos aquí, pero no repito ideas. Son textos de análisis y reflexión sobre un asunto concreto, resultado de haber estado pensando o investigando dicho asunto previamente, y son textos escritos, que tampoco son demasiado largos de leer, para quien los quiera leer, no hablar por hablar sin cesar de cualquier asunto sin interés.

Por el contrario, las cotorras tienen verborrea permanente, producto de su carácter patológico. Lo que en el resto de la gente son pensamientos propios, interiores, que no salen hacia el exterior, (ni deben salir hacia el exterior), por ser pensamientos y reflexiones faltos de interés para el resto de la gente, o por ser cosas íntimas, en las cotorras, por el contrario, salen continuamente al exterior en forma de palabras.

  • Las cotorras suelen tener una mentalidad obsesiva y repetitiva, que explica la duración de los rollos tan largos que sueltan (repetición constante de las mismas cosas). Al mismo tiempo, le transmiten a uno sus ideas obsesivas sobre los asuntos que les preocupan, (no confundirlo con que alguien normal te cuente un problema concreto un día; las cotorras son obsesivamente repetitivas siempre). Esto da idea del origen de su comportamiento verborrágico: una mentalidad obsesiva descargada al exterior.

El objetivo de las cotorras es encontrar a un pringao que les aguante sus rollos macabeos. Alguien de carácter introvertido que “sepa escuchar”. Dicen que saber escuchar es una virtud. Será una virtud desde el punto de vista de las cotorras, porque desde el punto de vista del infeliz que las tiene que aguantar, es un defecto. Y yo soy de esa clase de gente. Parece, además, que tengo imán para las cotorras. Antes, además, era más tímido y se me hacía más difícil librarme de semejante lapa que se me pegaba, pero con el paso del tiempo, uno adquiere soltura en despegar a esos pegajosos seres de encima, y además, es un gran placer hacerlo.

Porque hay que tener en cuenta, que a esa gente pesada no la aguanta nadie, con lo cual, despegártelos de ti es simplemente hacer lo mismo que todo el mundo hace con ellos, con lo que tu comportamiento no puede ser tachado de peor que la media. Pero si, por tener quizá falta de eso que llaman “habilidades sociales”, te los despegas de una manera excesivamente brusca y cortante, tampoco tendría ninguna gravedad, pues son ellos los que están abusando de ti, no tú de ellos. Son esas sanguijuelas las que quieren ocupar tu tiempo con sus gilipolleces, aburrirte y marearte, no al revés.

Las cotorras encima tienen la caradura de decir que “necesitan hablar”, como si su necesidad fuera justificación suficiente para satisfacerla. Yo también necesito el dinero que hay en el banco y no voy a atracarlo.

Así que, cuando aparezca una cotorra por el horizonte: ¡Patada en el culo y arreando!.

Read Full Post »

A %d blogueros les gusta esto: